Facebook vs Google: Guerra online

Esta venta pone en seria duda la supervivencia a largo plazo de Myspace y también nos ofrece un panorma interesante del estado de las webs sociales y de los que quieren integrarse a este modelo de negocios.

La venta de Myspace, la web social, anteriormente propiedad de la News Corporation al grupo de publicidad online Specific Media, ha generando una andanada de críticas, reflexiones y comentarios. Murdoch compró el sitio en el 2005 a un precio de 580 millones de dólares y se vio forzado a dejarlo ir por aproximadamente 35 millones (el precio de venta no fue revelado oficialmente). Esta venta pone en seria duda la supervivencia a largo plazo de Myspace y también nos ofrece un panorma interesante del estado de las webs sociales y de los que quieren integrarse a este modelo de negocios.

Es cierto que Myspace fue extremadamente popular hasta mediados de la década pasada, sirviendo como sitio de contacto, intercambio de información y también para ayudar a que numerosos grupos musicales se dieran a conocer de forma gratuita. Sin embargo el sitio no pudo hacerle frente a la creciente popularidad de Facebook, que se ha consolidado como el gigante de las redes sociales en los últimos años, convirtiéndose también en una potencia de la web con suficiente artillería para hacerle frente al titánico Google (que lanzó su propio servicio social en respuesta al avance de Facebook en el mercado publicitario).

Muchos analistas predicen que la confrontación entre Google y Facebook apenas está empezando y que pasarán años luchando por controlar el mercado publicitario online. Adsense actualmente es una de las mejores opciones para publicitarse en la web pero los servicios de Facebook se están acercando rápidamente al mismo nivel que los de Google.

Una guerra multimillonaria

De momento la confrontación ha sido relativamente discreta pero muchos sostienen que podría volverse más intensa y pública. Esto no repercutiría bien en la imagen de Google, que a pesar de su solidez ya empieza a parecer algo estancada y enfrenta numerosos problemas. La mayoría de estos derivan de sus críticos que sostiene que el buscador más grande del mundo se entrega con demasiada libertad a las órdenes de los gobiernos o las empresas cuyos intereses no se ven adecuadamente representados en sus resultados de búsquedas.

Por otro lado Facebook también enfrenta problemas por el manejo de la información personal de sus usuarios, la cual muchos sostienen no está resguardada apropiadamente. El problema de Google parece estar en que ya alcanzado un pico de expansión y ahora le ha llegado el momento de perder audiencia y consolidarse.

A pesar de que no tiene competencia seria en el mercado de buscadores online, muchos indicios apuntan a que Facebook podría decidir aprovechar su etapa expansionista para ofrecer un servicio de búsquedas a sus usuarios el cual podría convertirlo en el sitio más poderosos e importante de toda la web.

El servicio social de Google aún está en su infancia y parece muy poco probable que pueda rivalizar con Facebook aunque sería tonto que no intentase plantarle cara. Una posibilidad que muchos argumentan sería más beneficiosa para ambos a largo plazo sería trabajar juntos aunque la coordinación de tales fuerzas podría ser demasiado compleja para resultar viable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *